18 sept. 2011

“Maravilla” Martínez: “Quiero a Pacquiao en 150 libras”

Sergio dijo públicamente querer pelear con el "Pacman". Pidió cuatro meses de preparación y afirmó que está dispuesto a bajar hasta los 68 Kg. para enfrentarlo. ¿Agarrará Manny? ¡Qué pelea, viejo! 
Por Andrés Mooney 
Sergio Gabriel Martínez desafió, en el programa Ring Side en el Aire de radio La Red, a Manny Pacquiao y, como él mismo dice: "Lo puse en jaque”. Es que, cuando se hablaba del posible duelo entre Manny y Sergio, se escuchaba la respuesta del "Pacman" diciendo: “No puedo bajar más de las 150 libras”, y allí terminaba la discusión. Uno pensaba en el físico natural de uno y otro y se lamentaba pero, hasta hoy, no cabía objeción alguna. Ahora, “Maravilla” está a punto de cometer otro acto de esos a los que nos tiene acostumbrados, rompiendo con todos los pronósticos: “Yo siempre dije que 150 libras no puedo dar, pero por lo que puede darme ese combate, valdrá la pena hacer el intento. Sé que Pacquiao decía lo de las 150 pensando que yo no podría bajar; pues ahora le digo ‘¡vamos!’"
Y, se sabe dada la trayectoria del argentino, no es una mera bravuconada verbal. Por ello, aclaró la seriedad de trabajo que un desafío como este le implicaría: “Es algo serio, delicado, pero hay algo muy grande detrás. Estoy dispuesto a pelear en 68 Kg. Yo vivo con 78-79 Kg., con sólo 3,2% de grasa corporal, por lo que bajar a ese peso podría ser fatídico si lo hiciese de mala manera. Pero bien hecho, la verdad, que lo creo posible. Con el tiempo suficiente (cuatro meses), estoy completamente decidido”.


Aunque las ganas sobren, entiende que no sólo de él y su equipo depende que se dé el combate: “Yo los puse en jaque, muevo la ficha. Ahora hay que ver qué dice la gente de Manny, Freddie Roach y Bob Arum. Una cosa es pelear con (Antonio) Margarito en 150 (libras) y otra cosa es hacerlo conmigo”. E invita a que muerdan el anzuelo: “Yo voy a estar con 10 Kg. menos, esa va a ser su ventaja”.
La pelea está ahí, latente. Sólo las ganas de evitarse un dolor de cabeza enorme, pueden echar atrás al nacido en Bukidnon. O que finalmente se haga el duelo Mayweather-Pacquiao (a Floyd también le encaró: “Mi propuesta va para los dos, pero si puede ser Manny primero, mejor”), y entonces Sergio quede fuera de la fiesta. Pero, considerando las pocas trabas que el argentino ofreció (no se adentró en detalles con la bolsa, el doping, etc.), suena más que viable. Y si llegase Pacquiao a aceptar, entonces Martínez tendrá la posibilidad de concretar su sueño máximo en el boxeo: ser el mejor libra por libra del mundo
Antes, tanto el argentino como el filipino tendrán promisorios compromisos: el primero, ante Darren Barker el 1° de octubre por el cetro mediano CMB Diamante; y el segundo, ante Juan Manuel Márquez por el título welter OMB, el 12 de noviembre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario